Estos son algunos elementos que deberías tener en cuenta, a la hora de elaborar tu Carta de Productos.

1) Pregúntate acerca de: la calidad que ofreces, el público al que quieres dirigirte y cuáles son tus limitaciones.

2) Planifica antes de hacer. Observa a la competencia. Estudia tus precios. Déjate aconsejar por clientes y empleados.

3) Define cuantas categorías va a tener la carta y cómo se van a enfocar.

4) La carta debe ser un elemento gráfico publicitario de alto valor informativo que resuelva las dudas habituales de tus clientes. Descripción de ingredientes para problemas de intolerancias alimenticias. Inclusión de valores nutricionales. Características principales de los platos (picante, vegetariano, apto para celiacos, etc…).

5) Menú del día. Si te interesa promocionar el menú del día lo mejor es programarlo a largo plazo y que salga impreso en la propia carta.

6) Menú infantil. ¿Prestas la suficiente atención al público pequeño? Si quieres que estén entretenidos, un mantel de mesa en papel y una caja de pinturas, son una excelente opción.

7) Estudia a tus clientes. El neuromarketing estudia el comportamiento del cliente, ello te permitirá adecuar tus acciones a sus decisiones. Coloca los platos más rentables donde primero vaya a mirar el cliente, describe solo los platos que te interese vender.  Fotografía los platos nuevos, aquellos a los clientes todavía no se hayan acostumbrado.

8) Crea ofertas únicas con durabilidad limitada y publícalas a los 4 vientos. Principio básico de la persuasión de manera sencilla, económica y práctica. Tener el local lleno, ya es una gran publicidad. No te obceques, la carta no es para toda la vida. Si la varias cada temporada, el cliente te seguirá.

9) Conoce las tendencias gastronómicas y aplícalas a tu negocio. Utiliza la persuasión, pero sin invasiones. Debes conseguir generar deseo y necesidad.

10) Consigue credibilidad para persuadir. Rodéate de gente experta. De nada sirven tus esfuerzos si tu equipo no está igual de preparado: tus camareros tienen que ser expertos conocedores de la oferta gastronómica que están vendiendo.

11) Conecta con tu cliente desde el minuto uno y de manera gratuita, dándole a probar algún producto, si es nuevo, mejor que mejor, después pídele su opinión. Unos cuantos pedirán el producto seguro.

12) Diseño gráfico de tu material corporativo. NO dejes esto en manos de cualquiera, todo lo que quieres trasmitir se percibirá de manera visual a través del diseño gráfico de los elementos que   componen tu negocio.

En GLP disponemos de una amplia variedad de Ideas adaptadas para Hostelería.

Solicita de manera gratuita la visita de un comercial.

Recuerda

Las acciones de la competencia condicionarán las tuyas propias,

¿Qué no tienen acciones? ¡Mejor! ¡Tú eres el primero!

CARA